MENU
bardín

Hijos de los hijos del punk

Ruperta

Recuerdos de publicidad

29 febrero, 2012 Comentarios (0) Visitas: 1158 Arte

Cuando el amor y el arte se funden

“A veces me pregunto si sólo seguimos casados por la colección”. Esta frase sintetiza en once palabras la historia de una colección de arte con más de 6.000 piezas. La pronunció Don Rubell en la presentación de la exposición Pinturas de la Rubell Family Collection –organizada por la Fundación Banco Santander- y con ella hacía referencia a cómo el amor entre él y su esposa, Mera, es una argamasa compuesta por un material etéreo, invisible: la pasión de ambos por el arte.

¿Por qué es pasional? La respuesta se encuentra casi cinco décadas atrás. Por entonces los Rubell eran unos joviales recién casados que, de los 100 dólares al mes con los que (sobre)vivían, reservaban 25 para comprar una obra artística. Esos 100 dólares los ganaba Mera trabajando de maestra, mientras Don se formaba en la facultad de Medicina. Con los 25 primeros compraron una fotografía de Cindy Sherman. Hoy, esta artista expone en museos como el MOMA y esa imagen vale 10.000 veces más. Sí, nunca fue tan rentable invertir en amor.

Mera y Don Rubell, coleccionistas de arte. Fuente: La información.com

Llevan 47 años casados y coleccionando arte desde hace 46. Fundaron la Rubell Family Collection en 1964 en Nueva York y en 1993 instalaron en un almacén del departamento gubernamental antidrogas de Wynwood (Miami) los inicios de un repertorio de creaciones que empezaba a florecer. Un año más tarde,  consolidaban su legado artístico con el nacimiento de la Contemporary Arts Foundation (CAF).

A pesar de sus humildes comienzos, la pareja heredó la fortuna de Steve Rubell, hermano de Don y cofundador del glamouroso Studio 54, gracias al que los tortolos pudieron saciar su hambre de emoción estética.

Ahora, Don y Mera siguen degustando toda innovación que pasa por delante de sus ojos y, aunque cargan con 71 y 68 años, conservan la misma voracidad para comer obras que cuando jugaban a recolectar aquello que intuían novedoso, hace casi medio siglo. ¿El resultado? Una de las colecciones de arte contemporáneo más prestigiosas del mundo, que cuenta con piezas de Andy Warhol, Takashi Murakami, John Baldessari, Keith Haring, Richard Prince, Julian Schnabel o Neo Rauch. ¡Ah! Y un amor que contiene esa pasión artística. ¿O es al revés?

 

Imagen 1: Don y Mera Rubell con una obra de Keith Haring detrás. Fuente: ABC.es

Imagen 2: Mera y Don Rubell con el cuadro Mao, de Andy Warhol. Fuente: Lainformacion.com

Tags: , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , , ,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

n