MENU

Londres con niños

Moi, j´adore le chocolat!

29 diciembre, 2011 Comentarios (0) Visitas: 949 Miscelánea

Un, dos, tres…¡Navidad!

En 1972 comenzaba un programa que revolucionaría la televisión. Todos recordamos aquella famosa frase pronunciada por una joven Mayra Gómez Kemp: “un, dos, tres…responda otra vez”. Lo concursantes más afortunados conseguían llevarse a casa un coche nuevo o dinero, mucho dinero, pero, sin embargo, el regalo estrella del programa era el fantástico apartamento en Torrevieja, Alicante. Un pueblo que, por entonces, no contaba con más de 10.000 habitantes y al que el programa dio a conocer y lo convirtió en lo que es hoy, una de las ciudades con más turistas de la Costa Blanca.

 

Será por eso que los veraneantes madrileños hacen siempre la misma pregunta cuando visitan la ciudad “pero…aquí durante el año ¿qué hay? ¿vive gente? A lo que tú, extrañada, respondes con cara de asco “pues sí, y bastante”. Más de 100.000 personas que tienen una vida más allá de los turistas, el sol y la playa. Las Navidades, sin ir más lejos, son unas fechas ideales para visitar Torrevieja. Poder disfrutar de tu ciudad, del buen tiempo y de largos paseos por la playa sin a penas turistas no tiene precio.

Así ¡qué gusto da volver a casa por Navidad! Una Navidad repleta de actividades culturales. Una razón más para engordar estos días la encuentro cerca de mi casa, en la Plaza de la Constitución, que acoge estos días un mercadillo de dulces típicos navideños (turrones, churros con chocolate, bombones…), junto al belén que, como cada año, preside la plaza. Cerca de allí, un cartel en el que leo que el Ballet de Moscú va a representar El Lago de los Cisnes en el Teatro Municipal, “menudo nivelazo”, pienso en cuanto lo veo. Para los que le guste la música, el grupo de percusión Drum Line ofrece varios conciertos en la ciudad, y si lo que de verdad te gusta de la Navidad son los villancicos, también hay durante estos días un concurso de canciones típicas navideñas. O para los que simplemente les guste pasear por el pueblo, el de toda la vida, ese que, a pesar del paso de los años, parece que no cambia nunca. Una decoración navideña simple pero con encanto, luces, árboles y villancicos callejeros que te recuerdan que estás en casa

Así que si quieres conocer Torrevieja ya sabes, no esperes a verano, durante el año también encontrarás cosas que hacer y, lo mejor, ¡no hay ni un madrileño!

Tags: , , , ,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

n