MENU

El eclecticismo de la Transición

Víctor Moreno.

Víctor Moreno: «La moda solo cambia cuando alguien propone...

15 febrero, 2020 Comentarios (0) Visitas: 423 Arte

«No se puede mirar» de El Roto, la exposición que lleva a reflexionar

Las exposición No se puede mirar de El Roto se podrá ver hasta el 16 de febrero de 2020 en el Museo del Prado, con motivo de su bicentenario, así que date prisa.

Su voz es limpia y tranquila. Por lo menos, así lo reflejaba ante los medios al hablar de su obra. El Roto afirma que pinta por el mismo motivo que Goya, a quien ha tomado como modelo en toda su obra: «porque tienes que ser testigo de tu época. Goya veía cosas y quería dejar constancia de lo que veía». Asimismo, destacaba una de las obras del pintor Yo lo vi. «Eso es lo más que puede decir un periodista, eso es lo que hacemos todos los que nos dedicamos a reflejar lo que está ocurriendo», decía.

Exposición de El Roto

Exposición de «El Roto»

Entre las obras de Goya y las de El Roto han transcurrido 200 años y abordan la misma temática, la crítica social. Por ejemplo, en la obra de Goya No se puede mirar, nombre homónimo de la exposición en honor al pintor, se puede interpretar la misma realidad de diferentes formas porque no hay una única percepción que sea la correcta. Es muy común decir «una imagen vale más que mil palabras», pero no es cierto. Depende. La imagen o la fotografía no es una verdad absoluta. Detrás de cada cuadro, hay una historia. Sin embargo, ¿cómo conocerla a fondo sin precisar de cifras? A veces observas un cuadro y miras, pero no ves. Por lo que es necesario una explicación de lo que se interpreta. Por ejemplo, si un cuadro se basa en la mitología y no conoces nada este ámbito, es mejor que te instruyan con una explicación porque sino seguirás mirando el cuadro, pero no verás nada.

Algunas obras de Goya han servido para dar título a esta exposición dado que conducen a la reflexión. El artista prefiere que se refieran a él como «El Roto» en vez de usar su nombre de pila. En este caso, son obras que hablan por sí solas y en estos dibujos la imagen vale más que mil palabras. Una persona puede explicar que un hombre se desangró o que fue atado o ahorcado y tan solo con el significado de estos términos genera un impacto, pero es infinitamente mayor si a aquel señor le descubres su rostro, si ves todo el encharcamiento de sangre, la mirada de unos ojos que están viendo por última vez el mundo y de repente, te hace preguntarte «¿pero por qué, qué habrá hecho ese hombre?» y de pronto empatizas con el personaje. Y empiezas a especular con un ‘quizás ese señor vivía en Madrid…’, por ejemplo. O quizás nunca te haya ocurrido con una pintura, pero pasa. Y sino, detente un momento y piensa en esa chica que asesinaron, aquel niño que desapareció, el hombre al que mataron o esa mujer que violaron. Sucesos que han ocurrido en tu país, en tu ciudad, muchas personas tenían tu edad, y de repente un miedo te invade «¡podría haber sido yo!», es entonces solo cuando has entrado en la imagen.

En las salas A y B de la planta baja se encuentra Goya con su exposición «Solo la voluntad me sobra». Entre todas las obras del pintor se encuentra la misma que inspiró y dio nombre a la exposición de «El Roto»: «No se puede mirar». Sin embargo, destaca el recorrido turístico que realizó el artista para elaborar sus más de 200 dibujos que abarcan sus diversos cuadernos. Cádiz, Madrid y no solo España, también otros países como Italia. Asimismo, se pueden observar dibujos preparatorios  en varias estampas: caprichos, desastres, tauromaquia y disparates. Una clara miscelánea de géneros que se unen en un denominador común, el artista que todo lo pinta más allá de la crítica.

Obras de "El Roto"

Obras de «El Roto»

No son las únicas exposiciones que tienen lugar con motivo de su bicentenario. Por ejemplo, se pueden ver retratos de los Borbones creados por las manos de Lorenzo Tiepolo, Antón Rafael Mengs y François-Xavier Fabre. Se encuentran al fondo de la primera planta del edificio Villanueva, en la sala 39. Además de cuadros, también se puede ver «El otro tesoro», los cientos de estuches del Tesoro del Delfín que permanecerán expuestos hasta septiembre del año que viene. Se podrá conocer más sobre ellos en las jornadas que se realizarán el 16, 17 y 18 de marzo.

Han trascurrido 200 años desde la apertura del Museo Real de Pinturas. Contaba con 311 obras en su inauguración el 19 de noviembre de 1819. Actualmente alberga más de 7.000 y es conocido como Museo del Prado.  Los cuadros cobran vida, Saturno devora a su hijo, Las meninas se entretienen, mientras su pintor, Diego Velázquez, contempla la escena y simultáneamente se oyen voces, ¿de dónde vienen? Del Génesis, el Paraíso y el Infierno. Ahí es donde se encuentran multitud de personas desnudas, están dialogando en la sala 56 del edificio Villanueva, unas bajo la luz (El Paraíso) y otras en la oscuridad (El Infierno) de El jardín de las delicias de El Bosco. Todas esas voces las escuchan millones de personas cada año.

El Museo Nacional del Prado es el mejor de España y el quinto del mundo. Alberga 7988 pinturas, pero solo se exponen el 16%, es decir, 1290. Es visitado por millones de personas a lo largo de los 362 o 363 días del año, ya que solo cierra en Navidad, Año Nuevo y el 1 de mayo.

Han transcurrido 200 años y su interés no se ha visto mermado. En palabras del Presidente del Real Patronato del Museo del Prado, Javier Solana Madariaga: «El Museo del Prado es hoy un niño querido de la administración y de la sociedad como no lo había sido nunca».

Tags: , , , , ,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

n