MENU
Cartel Contraband

Nueva Orleans-Panamá

Take Shelter y los miedos del hombre

17 abril, 2012 Comentarios (0) Visitas: 1012 Letras

Sentido común

Muchas veces viendo una película uno se pregunta qué clase de enfermedad mental sufren algunos guionistas. Presenciar indefendibles giros de guión que en numerosas ocasiones dan al traste con una cinta que podría haber dado mucho más de sí termina minando la moral del espectador. Por suerte, Grupo 7 no es uno de estos casos. Es más bien una isla en un mar de mediocridad. Porque la nueva película de Alberto Rodríguez (que dirigió la exitosa Siete Vírgenes) está hecha con mucho sentido común. Una película de acción realista, sin heroicidades ni lucimientos, ni siquiera el de un Mario Casas que demuestra haber aprendido de un actor mayúsculo como Antonio de la Torre.

La cinta retrata cómo una brigada de policías limpia, a través de métodos poco ortodoxos, la Sevilla pre-Expo 92. El Grupo 7 intentará acabar a toda costa con el pequeño tráfico de droga en la capital andaluza antes de que ésta se convierta en el centro de todas las miradas, y la tosquedad con la que el experimentado inspector Rafael (interpretado por de la Torre) desempeña su trabajo acabará siendo imitada por el joven y ambicioso Ángel (Casas), en una dupla interpretativa muy efectiva. Entre ambos se establece un progresivo intercambio de actitudes: el que comienza como un implacable agente de la ley acaba humanizado y preocupado por su existencia, y viceversa.Imagen Grupo 7

El filme tiene una ambientación muy trabajada, con localizaciones de los barrios más conflictivos de la ciudad hispalense y un vestuario acorde con el de los años ochenta. Esto contribuye a la mayor baza con la que juega Grupo 7: la verosimilitud. En la película ocurren cosas creíbles, como las que ocurren en intervenciones policiales de verdad, nada de esas fantasías con las que Hollywood ha alterado el concepto de realidad del hombre occidental.

Ya era hora. Ya era hora de que se pudiera ver cine de acción patrio que no intenta imitar malos ejemplos que son considerados válidos sólo por provenir del otro lado del charco y estar rodados en inglés.

Tags: , , , , , , , ,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

n