MENU
librería maria pandora

Champán, libros y jazz

Yves Saint Laurent posa para la publicidad de Opium

Una deidad de andar por casa

24 noviembre, 2011 Comentarios (0) Visitas: 2212 Miscelánea

¿El antiprogresismo de Andrés Calamaro?

 

A finales de septiembre se lidiaba en Barcelona la última corrida de toros de la ciudad Condal de mano de los diestros José Tomás, Juan Mora y el catalán Serafín Marín. La última porque según lo aprobado por el Parlamento Catalán, a partir del  1 de enero de 2012 estarán prohibidas las corridas de toros en toda la comunidad. La propuesta, que nacía a través de una Iniciativa Legislativa Popular, deja huérfanos no sólo a los diestros catalanes, que tendrán que desplazarse fuera de su Comunidad para poder torear, también a los aficionados, entre ellos, Andrés Calamaro

“Lo voy a decir, estoy un poco avergonzado por mi compatriota que juntó firmas para abolir esta tradición noble de mirar a los ojos a la eternidad, el arte y la muerte…Las corridas de toros. Un argentino colabora con hacer desaparecer  en Cataluña esta tradición… falta que un uruguayo vaya a Valencia a prohibir la Paella…” Son las palabras y  la indignación del músico argentino. Al compatriota que hace referencia es a Coti. El también argentino se unía a la Iniciativa Legislativa Popular que pedía abolir los toros en Cataluña y , como se puede observar en el vídeo,  a Calamaro no le sentó muy bien. El autor de temas como ‘Flaca’, ‘Estadio Azteca’, ‘Alta Suciedad’ o ‘Loco’ siempre ha mostrado su admiración por esta tradición española, muestra de ello es esta imagen de Calamaro toreando una vaquilla, o canciones como  ‘El Tercio de los Sueños’, incluido en uno de sus mejores álbumes, Alta Suciedad, de 1997. Calamaro toreando una vaquilla

Es por eso que Calamaro quiso aprovechar la entrevista que Andreu Buenafuente le realizaba en junio de 2010 para reiterar una vez más su apoyo a la Fiesta Nacional pero también para declarar que desde ese momento renunciaba a ser  progresista.  “Con solemnidad y no sin cierto pesar renuncio con el estado televidente español de testigo a mi estatus  de progre, sospechado de rojo y libre pensador. Renuncio a la progresía porque quiero corridas en Cataluña, quiero correrme en una fiesta de arte y muerte, verte correrte de buena suerte y es más, quiero que vuelve José Tomás en Barcelona de nuevo (…)  Y si prohibir es progresía y el progre es rabioso antirojo, mi antojo es renunciar al progresismo ahora mismo”.Se puede decir más alto pero no más claro. Sin duda alguna este discurso abre un más que interesante debate que se suma al de la abolición de  la fiesta nacional en Cataluña (habrá que ver el camino que toma esta propuesta con el cambio de rumbo político que ha dejado en 20N) ¿está reñido el progresismo con el apoyo de una tradición como  los toros?


 

Tags: , , , , , , ,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

n