MENU

María Dueñas: «estoy muy contenta con el resultado de...

Julio Cortázar-Fuente: El Mundo

En memoria al «Cronopio Mayor»

27 enero, 2014 Comentarios (0) Visitas: 1225 Letras

Despedida a Manu Leguineche, «el jefe de la tribu»

Share

Hace pocos días que tuvimos que despedirnos. Decir adiós a uno de esos periodistas que dejan huella, no solo en nosotros, sino en cada uno de los lugares del mundo por los que pasó. Un periodista al que no le gustaba mandar. Que rechazó ser jefe de informativos de RTVE, o director de La Vanguardia y ABC, porque lo que él verdaderamente quería, era contar las catástrofes y no pasarse las horas encerrado en una redacción. Así era Manu Leguineche (Arrazua, 29 de septiembre de 1941- Madrid, 22 de enero de 2014), corresponsal de guerra referente en nuestro país.

Comenzó en el periodismo con colaboraciones en la revista bilbaína Gran Vía y más tarde trabajo para Diario Madrid, para el que cubrió la guerra de Vietnam o en El Norte de Castilla, donde tuvo como director a Miguel Delibes y a Francisco Umbral como compañero. Con tan solo 19 años hizo la maleta y, sin consultar a sus padres, se subió a un Ferry en Alicante, con la intención de contar todo lo que pasaba en la guerra de Argelia. De ese manera comenzó su aventura en el mundo del periodismo, que le llevaría a publicar sus crónicas en  41 periódicos de España.

Manu Leguineche.

El corresponsal de guerra referente en España, Manu Leguineche.

Se metió en las entrañas de innumerables batallas, como Vietnam, Bangladesh, Chipre, Nicaragua, Las Malvinas, Marruecos, Camboya, o Guinea Ecuatorial. También fue fundador y director de las agencias Copilsa, Lid y Fax Pres. Un sinfín de conflictos en los que nada se le escapó. Conocido  como «El jefe de la tribu» por todos sus compañeros, Manu Leguineche, llevaba varios años atravesando una enfermedad, en su casa de Brihuega (Guadalajara). El hombre que abrió camino a generaciones de periodistas, que quisieron informar a pie de guerra, nos dejaba a causa de una insuficiencia respiratoria a los 72 años, en la Fundación Jiménez Díaz de Madrid.

Aunque principalmente desarrolló su actividad profesional en la prensa escrita, también hizo su labor en televisión durante varios años. Pudimos verle en Teleguia, programa del que fue director, como enviado especial de guerra en Informe Semanal, y como presentador y también director del informativo de RTVE, En portada.

Además de su trabajo como periodista, también publicó casi medio centenar de libros, entre los que destacan El camino más corto, La felicidad en la tierra, La tribu, La destrucción de Gandhi, Adiós Hong Kong, Annual. El desastre de España en el RIF, El viaje prodigioso y El club de los faltos de cariño. También ha dedicado gran parte de su vida a una de sus mayores pasiones, el mus, a la que ha dedicado dos obras La ley del mus, prologado por el rey Juan Carlos y Mus visto.

Leguineche ha sido recompensado con diversos premios entre los que se encuentran el Premio Nacional de Periodismo 1980, el Premio Cirilo Rodríguez 1984, el Premio Ortega y Gasset en 1991 y el Premio Espasa de Ensayo en 1996. La Asociación de Periodistas Vascos y la FAPE le propusieron para el Príncipe de Asturias de Comunicación y Humanidades y en ese mismo año, se creó el Premio Internacional de Periodismo que lleva su nombre.

Share

Tags: , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

n