MENU

Zombis a la española

‘Girls’: tan cierta como la vida misma

16 abril, 2012 Comentarios (0) Visitas: 1096 Cine y Televisión

Georges Méliès: un mago cineasta

Martin Scorsese con su última película, La invención de Hugo, nos ofrece una pequeña lección de historia del cine. Es un tributo a sus orígenes: a partir de las primeras películas de los hermanos Lumière hasta las ilusiones cinematográficas de Georges Méliès.Nacido en París en 1861, Georges Méliès dedicó la primera parte de su vida al mundo teatral, a la magia y las ilusiones escénicas. Sin embargo, cuando en 1895 asistió a la primera representación de las cintas de los Lumière en el Salon indien du Grand Café, se dio cuenta de las posibilidades artísticas e ilusorias que se escondían detrás de aquella rarísima máquina llamada cinematógrafo.

El público se quedó fascinado por las primeras cintas, testigos de la vida cotidiana parisina, como Salida de la fábrica Lumière, Llegada de un tren a la estación o El regador regado.

Desde aquella primera representación, Georges Méliès empezó a dedicarse alma y cuerpo al cine, construyendo su propia máquina cinematográfica. Los espectáculos de ilusión y los trucos de magia se trasladaron al mundo fantástico de la película, produciendo aún más espanto en los espectadores. Fue el primer cineasta a descubrir las posibilidades de la sobreimpresión o de la sustitución de los elementos, parando la cámara. Trucos y trampillas son componentes básicos de sus películas, así como las bailarinas que siempre aparecen mágicamente en la escena. L’homme-orchestre (El hombre orquesta, 1990) está ambientada en un escenario teatral en que un mago hace aparecer y desaparecer los elementos de la escenografía y la orquesta (formada por siete George Méliès). En La Lanterne magique (La linterna mágica, 1903), el mago cineasta rinde homenaje al precursor del cinematógrafo, un aparato óptico llamado linterna mágica. Sin embargo, Voyage dans la lune (Viaje a la luna, 1902) está considerada su obra capital: era la primera vez que los elementos narrativos se adaptaban al cine creando una historia con un comienzo, un desarrollo y un final. Voyage dans la lune está basada en la novela de Jules Verne De la Tierra a la Luna, y se puede considerar como la primera película de ciencia-ficción.

Quizás ahora todo esto no nos sorprende, no nos suscita demasiado interés pero es cierto que en aquel momento fue una verdadera revolución. De vez en cuando es necesario mirar hacía atrás para ver cuanto el mundo ha evolucionado con el paso del tiempo y recordar como el cine nació. Lo que podemos decir con certeza es que los hermanos Lumière se equivocaron enormemente cuando dijeron que «el cine es una invención sin ningún futuro».

Tags: , , , ,

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

n