MENU
Cartel de Control

LA VIDA DE IAN CURTIS SIEMPRE INTERESA

Sofía Loren

LE MAGGIORATE

3 junio, 2010 Comentarios (0) Visitas: 881 Cine y Televisión

CELDA 211

Nunca llovió que no parara. Cuando todo apuntaba a que el año finalizaría con un balance cualitativo y taquillero más bien regular para el cine español, aparece Celda 211, la cinta “redentora”, para cambiarlo todo. Hay motín fuera de la prisión.

Daniel Monzón (El corazón del guerrero, La Caja Kovak) lo ha hecho otra vez. Por si a alguien le quedaban dudas a estas alturas, el mallorquín ha confirmado con su última obra que sabe lo que hace. En esta ocasión, vuelve para amasar el thriller con manos de experto repostero. Y es que , recibida entre aplausos en los festivales de Toronto y Venecia, es la perfecta consumación de la tragedia. Una historia actual y crítica sobre la supervivencia, la lealtad y el coraje; un drama tenso, complejo, que gira en torno a la mentira, la venganza y la miseria humana que hay dentro (y fuera) de una penitenciaria; todo aquello que hace que, como sucede en ocasiones, los que, a priori, parecen buenos no lo sean tanto, ni los malos, a su vez, tan terribles.

Protagonizaa por un Luis Tósar abrumador (los dedos de más de uno le apuntan como próximo Premio Goya por su interpretación de Mala Madre)  y secundado por unos excelentes secundarios (Carlos Bardem y Luis Zahera), la cinta narra la aventura de Juan (al que da vida un Alberto Ammann que no está a la altura), un funcionario de prisiones que se ve forzado a camuflarse entre los presos más fieros del penal para salir de un espectacular motín con vida.

Sutil y apabullante a partes iguales, Celda 211 atrapa desde el primer momento. Un guión muy bien armado, una ambientación de primera, escenas de exquisita violencia y cinismo conspiran para convertirla en un clásico de la pantalla nacional ya desde su estreno. Sin duda, un imprescindible.

Año: 2009
Duración: 110 minutos
País: España
Género: Thriller
Director: Daniel Monzón
Intérpretes: Luis Tosar, Alberto Ammann, Antonio Resines, Carlos Bardem

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

n