MENU
David Lynch

‘David Lynch: The Art Life’, los orígenes del maestro

‘Bates Motel’: Llega el final de la historia de...

11 abril, 2017 Comentarios (0) Visitas: 783 Cine y Televisión

Los 5 besos más terroríficos del cine

Share

Besos más terroríficos del cine

Sin duda, el cine ha brindado infinidad de besos que han quedado grabados en la memoria colectiva. Sin embargo, no a todos los envuelve un halo de romanticismo. Existen algunos inolvidables por ser extraños, angustiosos, asquerosos o incluso con un toque gore, de esos que nadie querría recibir.

Por ello, con motivo del Día Internacional del Beso rememoramos los besos más perturbadores de la gran pantalla.

Pesadilla en Elm Street 4: El amo del sueño (Renny Harlin, 1988)

¡Sabor de amor! Freddy Krueger es un personaje que surge de las pesadillas de los adolescentes de Elm Street para asesinarlos. Si algo es conocido en los encuentros de Fred con sus víctimas es su perversión y sus besos. En este caso, uno de tornillo a la asmática Sheila sirve para absorber su sangre.

Besos más terroríficos del cine

Sleepy Hollow (Tim Burton, 1999)

La venganza puede ser descarnada, más si se trata de la de un jinete dispuesto a recuperar su cabeza haciendo rodar otras tantas. Pero eso no es todo, los planes de una malvada hechicera siempre pueden llevarla directa a las tinieblas con un beso de sentencia.

Besos más terroríficos del cine

Harry Potter y el prisionero de Azkaban (Alfonso Cuarón, 2004)

Los Dementores son unas de las criaturas más inmundas del universo de Harry Potter. Cuando uno de estos seres se acerca a un mortal absorbe cada uno de sus pensamientos positivos y recuerdos más dichosos. Según lo relata la autora J.K Rowling: “Si puede, el Dementor se alimentara de él hasta convertirlo en su semejante: un ser desalmado y maligno. Lo dejará sin otra cosa que las peores experiencias de su vida”. Esto se conoce como ‘el beso del Dementor’.

 Besos más terroríficos del cine

Rec 3 (Paco Plaza, 2012)

El virus del que fuimos testigos en las cintas anteriores de la saga se instala en la boda de Koldo y Clara, los cuales están hechos el uno para el otro. Para ellos el amor no tiene límites, por ello nos brindan uno de los besos más incondicionales pero más repulsivos de la gran pantalla.

Besos más terroríficos del cine

Posesión infernal (Fede Álvarez, 2013)

Mía es una joven que acude a una cabaña con otros cuatro amigos para que la ayuden en su rehabilitación por drogas. Sin embargo, algo se tuerce cuando es poseída por un demonio. Eso sí, muy cariñoso.

Besos más terroríficos del cine

Share

Tags: , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

n