MENU

Andy McKee en Madrid: el viaje que hace grande...

Cooper Fiesta Ediciones Chelsea

Fiesta de invierno de Ediciones Chelsea

22 diciembre, 2014 Comentarios (0) Visitas: 2322 Música

El Gospel vuelve a «casa» por Navidad

Share
Foto: www.sowetogospelchoir.com

Foto: www.sowetogospelchoir.com

Como cada año, durante el mes de diciembre, el Teatro Fernán Gómez se convierte en un templo del gospel. El subsuelo de Colón acogió, en este 2014, la XX edición del Festival los Grandes del Gospel Madrid.

El día 10 y 11 visitaron la capital Mississippi Mass Choir, el legendario coro Negro Spirituals, que lleva desde 1988 entusiasmando al público de allá donde van. No es la primera vez que actúan en Madrid y, por ello, las entradas volaron en pocos días ya que sus fans no dejan pasar la oportunidad de verles de nuevo en directo.

Los dos días siguientes eran para Georgia Mass Choir, la agrupación coral que acompañó y trabajó, en más de una ocasión, con Whitney Houston. Es ella su principal inspiradora en su espectáculo; un verdadero tributo y homenaje a la gran voz.

The Hallelujah Gospel Chorale tomó el testigo el día 14 junto con Marlena Smalls, una de las artistas más versátiles del mundo del gospel, blues y jazz. Además, esta cantante y gran defensora de la Cultura Gullah, colaboró en el año 2001 con nuestro Raphael grabando I say a little prayer for you en su álbum Maldito Raphael.

Finalmente, el festival terminó con acento africano. Fue Soweto Gospel Choir el encargado de cerrar el XX aniversario del evento y teñir de color el escenario del Fernán Gómez.

Ya con los primeros acordes parecía que el teatro había viajado hasta el África profunda, pero fue después, con la percusión, el colorido de las vestimentas, los adornos de las mujeres en el pelo y las danzas a ritmo de los bongos, lo que hizo que Madrid escapara de la mente del público para trasladarse directamente a Sudáfrica.

Soweto Gospel Choir nace en noviembre de 2002 y, en apenas 12 años, ha conseguido 3 Grammy y una nominación al Oscar por el tema de la película Wall-E, que les permitió ser el primer grupo sudafricano en actuar en la prestigiosa gala. Son embajadores de la Fundación 46664, por lo que su espectáculo gira en torno a la figura del expresidente sudafricano. Bajo el título, “Una celebración de la vida en honor a Nelson Mandela”, el coro incluyó en su repertorio temas tan emblemáticos como el famoso Asimbonangade Johnny Clegg, o un impecable Nkosi Sikelel (himno de Sudáfrica), lleno de respeto y sentimiento, interpretado con todo el público en pie. No faltaron versiones de clásicos como Bridge over trouble water,  de Simon and Garfunkel, o el emocionante Amazing grace.

Un repertorio que permitió demostrar la asombrosa calidad de las 26 voces que componen el coro. Perfectamente empastadas, y cada una por separado, dejaron patente lo que esconde una garganta negra; registros asombrosos, giros imposibles, voces rotas y aterciopeladas, una potencia de voz ajena a micrófonos y un talento innato envidiable.

La noche acabó a ritmo de un Amen interpretado por el coro y por la incondicional colaboración de los 700 espectadores que disfrutaron de la hora y media de un gospel teñido con pinceladas africanas.

Imposible no levantarse del asiento para agradecer el talento y el buen hacer de este ensamble de las mejores voces de las iglesias y comunidades del famoso barrio de Johannesburgo. Veintiséis corazones sudafricanos que, habiendo cantado en cinco lenguas diferentes, consiguieron llenar de energía, espiritualidad y buenas vibraciones a un público entregado que no se cansó de aplaudir, tanto que muchos de los integrantes del coro no pudieron evitar que las lágrimas salieran a escena.

Como el turrón, el gospel ha vuelto a “casa” por Navidad y esperemos que así siga siendo, por muchos años más.

 

https://www.youtube.com/watch?v=kzsOUC-xw5A

Share

Tags: , , , , , , , , , , , ,

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

n